Universo Blaugrana

Hernández Hernández mostrándole la amarilla a Casemiro / EFE

Hernández Hernández mostrándole la amarilla a Casemiro / EFE

El VAR pone en pie de guerra a Barça y Real Madrid

Ambos equipos han criticado el uso de la tecnología esta temporada

Sergio Cabanelas @SCabanelas10

22.12.2019 16:06h Actualizado: 22.12.2019 16:11 h.

3 min

La temporada 2018-2019 se implementó en España uno de los grandes avances de la historia del fútbol: el VAR. El sistema de videoarbitraje permitía ayudar al árbitro principal del encuentro en acciones polémicas o en errores manifiestos. Una herramienta que, teóricamente, acabaría con la mayoría de polémicas y posibilitaría un fútbol más justo. 

No obstante, tras poco más de un curso en funcionamiento, las controversias no han acabado ni de lejos. De hecho, sin la presencia del VAR, se otorgaba a un error humano de los colegiados la mayoría de fallos; pero actualmente, y disponiendo de la tecnología, se ha ido mucho más lejos y se justifican las equivocaciones por la falta de criterio de los árbitros.

Un árbitro, consultando el VAR | EFE

Un árbitro, consultando el VAR | EFE

Sí es cierto que en este inicio de curso el videoarbitraje ha desaparecido en acciones donde a priori tendría que haberse manifestado, lo que demuestra que el comité técnico de árbitros tiene todavía mucho trabajo por delante a la hora de perfeccionar su funcionamiento. La mayoría de equipos han salido favorecidos, y también perjudicados, por su uso.

Pero en las últimas jornadas han sido los dos grandes de la Liga, Barça y Real Madrid, los que han criticado su utilización, lo que ha comportado que el VAR esté ahora mismo en el ojo del huracán. 

Queja formal del Barça

Aunque el Barça no ha sido uno de los equipos especialmente afectados para el VAR, sí se sintieron profundamente engañados en el encuentro ante la Real Sociedad en Anoeta. Con empate a dos en el marcador, Gerard Piqué cayó en el área tras un claro agarrón de un defensa Txuri-urdin. Un penalti clamoroso que ni el colegiado ni su compañero en el videoarbitraje decidieron señalar. 

Una acción tan clara que obligó al mismo presidente del club culé, Josep María Bartomeu, a enviar una queja formal al presidente de la Real Federación Española, Luis Rubiales, sobre el uso de la tecnología. "Es imprescindible exigir el mismo criterio y el máximo compromiso a los árbitros asistentes que deciden su uso. Si no se hace, se está comprometiendo la pureza de la competición", comentó Bartomeu. 

Cada partido que pasa, aparecen nuevos protagonistas explicando su punto de vista sobre la herramienta. Y la mayoría son negativos. El último fue Jordi Alba, que tras la victoria contra el Alavés, no dudó en criticar y exigir un poco más a los colegiados. "Al final el que manda es el árbitro y hay que respetarlo. Tampoco creo que hoy haya beneficiado ni perjudicado a nadie en el resultado, pero sí es cierto que el arbitraje y el VAR tienen que mejorar, igual que nosotros. En fútbol todo el mundo se puede quejar, aunque tenga más repercusión si lo hacen el Barça o el Madrid", sentenció. 

El clásico hace explotar al Madrid

En un clásico sin goles y con poco fútbol, el conjunto blanco se apoyó en el VAR para justificar el empate. Y la realidad es que se quejó, y con razón. El defensa francés Rafael Varane sufrió un plantillazo de Lenglet y dos minutos después fue agarrado de la camiseta por Rakitic, según explicó el mismo equipo merengue en un comunicado en su página web

Dos acciones manifiestas que, como mínimo, deberían haber comportado que el videoarbitraje se pronunciase y comentase al colegiado principal la situación. Pero no hubo ni rastro de la tecnología. 

"Según parece, el VAR interviene cuando la jugada es clarisísima. Es desconcertante que, caray, no haya intervenido, entendemos que son dos jugadas clarísimas. Es difícil de entender que una tecnología que está a disposición de los árbitros no se utilice en estas jugadas. Es muy desconcertante para todos. Cuando ves las imágenes te llaman la atención”, explicó el director de Relaciones Institucionales del Madrid, Emilio Butragueño. 

Todos barren para casa

Guillermo Amor, director de relaciones institucionales del Barça, tras el clásico, fue protagonista de unas declaraciones que podrían resumir perfectamente la utilización del VAR: "Si el Madrid considera que lo ha visto de esta manera, pues lo hacen ellos. El árbitro pita, el VAR decide si entra o no y ya está. El VAR, si se hizo, era para aclarar jugadas". 

Porque la cuestión es esa; a nadie le interesa si la tecnología acierta o no, sino que lo haga a su favor. Y aunque es cierto que el videoarbitraje ha tenido algunos errores de criterios manifiestos, al final se trata de un sistema que usan los mismos colegiados, y es su parecer el que acaba siendo decisivo. 

Ramos protesta a Hernández Hernández / EFE

Ramos protesta a Hernández Hernández / EFE

Todos se quejan y critican una herramienta que todavía está en fase de implementación. Y un instrumento que debía servir para apoyar a los árbitros, está siendo un nuevo dolor de cabeza para ellos. Ya que, donde antes 'solo' había protestas por los arbitrajes, ahora también las hay por la no utilización del VAR, con lo que las polémicas se han duplicado.

 
Hoy destacamos