Hablemos del Barça

Marc Vila

¡Clásico a la vista!

Marc Vila

Marc Vila @MarcVila_m

25.10.2018 00:20h Actualizado: 25.10.2018 10:50 h.

2 min

La victoria ante el Inter sin Messi ha supuesto una inyección de moral para el aficionado azulgrana que se había quedado huérfano a las puertas de una semana trascendental. De momento 6 de 6 tras el parón de selecciones y el domingo un Barça-Madrid que puede servir para cerrar la semana más exitosa en  lo que llevamos de curso.

Pero cuidado, que nadie piense que será fácil vencer al Madrid. Creo que en estas circunstancias el eterno rival es todavía más peligroso. Por muy tocado que esté el conjunto de un Lopetegui  que en el Camp Nou podría dirigir su último partido en el banquillo blanco, no se les puede dar por muertos. Los clásicos curan muchas heridas, los clásicos siempre refuerzan al equipo que llega peor, los clásicos son partidos diferentes.

Contra el Inter el Barça salió muy reforzado. Arthur se ha convertido en el nuevo ídolo de la afición. Rafinha demostró que es un jugador totalmente válido para jugar en el Camp Nou. Luis Suárez se puso el equipo a la espalda pero ¿y Dembelé? Dembelé ni salió a calentar. ¿Lo reservó por el clásico o directamente ha agotado su crédito? 

Ousmane 'Vendelé'

No pasa por un buen momento y da la sensación de que su fase de adaptación nunca culmina. El francés elude el liderazgo, toma decisiones ilógicas y mentalmente no está centrado. Transmite inseguridad. Su vida extradeportiva no acompaña y en el club se muestra preocupados con él. 

Una foto de archivo de Ousmane Dembelé / EFE

Una foto de archivo de Ousmane Dembelé / EFE

Dembelé disimuló sus defectos en un inicio de curso muy goleador pero pese a su facilidad para ver la puerta rival, sus actuaciones individuales siguen estando muy cuestionadas y muchos socios ya se preguntan cuánto se podría llegar por él en el mercado estival.  

A Ousmane se le está acabando el crédito de Valverde y también el del aficionado blaugrana, que es mucho peor. O la película cambia mucho de aquí a final de temporada o Dembelé se convertirá en carne de traspaso.  

'No Messi no party'

La vida sin Messi es complicada, muy complicada. La Messidependencia es aguda y en este tramo de temporada todavía se nos hace más difícil la vida sin el más grande. Como mínimo estará tres semanas de baja pero en mente, evidentemente, todos tenemos el clásico del domingo.

Leo Messi en el Camp Nou con el brazo en cabestrillo / EFE

Leo Messi en el Camp Nou con el brazo en cabestrillo / EFE

Por suerte, o por desgracia, el Barça tiene un colchón de 4 puntos con los blancos. Por suerte, o por desgracia, sólo son 3 puntos. Así que tranquilidad, no nos volvamos locos y que Messi se recupere bien. Ha sido un grave contratiempo pero ahora, más que nunca, hay que adoptar el discurso del "partido a partido". 

Es vital recuperar la solidez defensiva porque sin Messi faltará más gol. Es necesario que se siga apostando por el fútbol control porque sin Messi faltará velocidad para buscar los contragolpes. Y sobre todo, es imprescindible que el equipo empiece a entonar una sinfonía coral que no dependa exclusivamente de las individualidades. 

 
Hoy destacamos