Culemaníacos

Los jugadores del Barça, frustrados, tras caer en casa del Real Madrid / EFE

Los jugadores del Barça, frustrados, tras caer en casa del Real Madrid / EFE

El Real Madrid gana y deja al Barça al borde del abismo

Los merengues imponen su autoridad en casa y dejan la final a una sola victoria

Ángel Álvarez

17.06.2022 22:50h Actualizado: 17.06.2022 22:50 h.

2 min

Al borde del abismo. El equipo de baloncesto del Barça está muy cerca de perder la final de la Liga ACB, tras caer en el tercer partido en casa del Real Madrid (81-66). Los merengues no tuvieron su mejor actuación, pero volvieron a ser sólidos colectivamente y dominantes en los rebotes. Los azulgranas, dirigidos por Sarunas Jasikevicius, apenas tuvieron tramos de buen juego, pero fueron leves chispazos. Kyle Kuric fue el único que intentó rebelarse en el WiZink Center.

Sobreviviendo por poco

La tónica del comienzo del encuentro fue relativamente similar al de los primeros duelos de la final. El Real Madrid tuvo las ideas más claras desde el primer minuto, a tal punto que estaba marcando diferencias en las diferentes estadísticas. Sin embargo, su precisión no estuvo a la altura de ese dominio. Los azulgranas pudieron sobrevivir a esos minutos, aunque no aprovecharon del todo esas oportunidades. La ventaja del rival no fue tan grande en el primer cuarto (21-16).

Kyle Kuric, buscando un triple, durante la derrota del Barça en casa del Real Madrid / FCB

Kyle Kuric, buscando un triple, durante la derrota del Barça en casa del Real Madrid / FCB

Algunos puntos de Mirotic acercaron al Barça en el segundo cuarto a una diferencia de tan solo cuatro puntos. Pero los problemas colectivos del equipo de Jasikevicius salieron a flote y no fueron capaces de seguir contando distancias. Las pérdidas de balón fueron causaron mucho caos en el partido de los culés. Mientras tanto, Causeur fue el encargado de liderar a los suyos de cara al descanso (46-39).

Kuric trata de liderar

En un tramo del tercer cuarto, el Barça volvió a recortar la ventaja del Real Madrid. Fue tan solo de cinco puntos, gracias a la gran participación en ataque de Kuric. Sin embargo, otra vez aparecieron los problemas para los azulgranas. Las pérdidas de balón, sumado al dominio del rival en los rebotes, implicó que la distancia en el marcador se volviera a extender (66-53).

El comienzo del último cuarto fue un balde de agua fría. Hasta seis puntos anotó el conjunto merengue, que apagó cualquier iniciativa del cuadro catalán por buscar una épica remontada. El aliento de la afición contraria fue incrementando con el pasar de los minutos, siendo el pitazo final un bullicio en el WiZink Center. Ahora el Madrid queda a una victoria de llevarse a la final contra el Barça. El siguiente partido será el próximo domingo a las 18:00 horas.

 
Hoy destacamos