Merengadas

Isco y sus compañeros de selección, también cracks en el Real Madrid /EFE

Isco y sus compañeros de selección, también cracks en el Real Madrid /EFE

Los cracks del Real Madrid que pudieron ser del Barça van a la baja

Las jóvenes promesas merengues no dan la talla y ponen de los nervios a la afición blanca

16.11.2018 16:32h Actualizado: 11.01.2019 16:43 h.

3 min

El Real Madrid atraviesa un mal momento. El club blanco ha protagonizado el peor arranque en Liga en lo que llevamos de siglo. La destitución de Julen Lopetegui fue la medida que tomó Florentino Pérez para acabar con la debacle. Pero el exentrenador no era el único culpable de los malos resultados, los jugadores también fueron responsables.

Marco Asensio e Isco Alarcón son los futbolistas que peores actuaciones han mostrado durante la catástrofe blanca. Si bien no han sido tan señalados por el gran público como otros (Ramos, Bale, Marcelo o Benzema), también han sufrido los pitos del Bernabéu. Especialmente, el balear. 

Su misión en el Madrid de Lopetegui era el de nuevos estandartes, elegidos para paliar la marcha de Cristiano Ronaldo. Pero nada más lejos de la realidad, no dieron la talla y el nuevo míster les ha mandado al banquillo en favor de suplentes como Dani Ceballos o Lucas Vázquez.

Lo que pudo ser y no fue

No quedan lejos los días en que ambos futbolistas aún no eran demasiado conocidos a nivel mundial. En esa época el FC Barcelona los tuvo en el punto de mira. Sin ir más lejos, el club catalán a punto de ficharlos.

Es de sobras conocido el caso de Marco Asensio. Andoni Zubizarreta lo quería y al Barça le bastaba con pagar 4,5 millones de euros para tenerlo, pero el director deportivo prefirió apostar por Douglas Pereira, ante el delicado momento económico de la entidad.

Una foto de Isco Alarcón / EFE

Una foto de Isco Alarcón / EFE

El fichaje de Isco tampoco estuvo lejos de hacerse realidad. No es ningún secreto que era fan de Leo Messi y que anhelaba, igual que su compañero, vestir la camiseta de local en el Camp Nou. Este no-fichaje duele incluso más que el del mallorquín, ya que el malagueño es un jugador de puro ADN Barça. Tanto él como el club habrían ganado si la directiva no le hubiera dejado escapar.

Asensio, la zurda mágica que ya no lo es

El último año de Marco Asensio ha sido claramente descendente. La caverna merengue no escatimó en elogios hacia su joven futbolista. No era difícil escuchar cosas como que era el futuro del Madrid o que podría llegar al nivel de estandarte de la selección e, incluso, a ser Balón de Oro.

La realidad es distinta y parece que el tiempo le ha dado la razón a los que decían que se estaba exagerando con sus capacidades.

Una foto de Marco Asensio durante el partido frente a la Roma / EFE

Una foto de Marco Asensio durante el partido frente a la Roma / EFE

Asensio no tiene madera de líder y lo está demostrando. No ya con su juego opaco, sino también con unas declaraciones que dejan mucho que desear: "Yo tampoco tengo que ser el que tiene que tirar del carro en el club, hay jugadores más experimentados que son los que deben tirar de él”. Así se defiende de las críticas. 

Muchas veces lo que distingue a un crack “normal” de una leyenda no es ni el talento ni el trabajo duro, sino la ambición y la personalidad. Por el momento, es evidente que el extremo zurdo no tiene este tipo de cualidades.

Peligro en la selección

Luis Enrique ya los tiene en el punto de mira. A nadie se le escapa que al seleccionador no le tiembla la mano si tiene que prescindir de alguien, por mucho cartel que este tenga. Deberán recuperar su nivel si pretenden volver a ser importantes en la Roja.

Asensio ya fue una decepción en el Mundial, por lo que su puesto está en más peligro, incluso, que el del mediocampista. De todos modos, ambos viven una situación delicada. No son buenos tiempos para el bro y el pisha.

Decepción contra Croacia

Ambos volvieron a realizar un partido imperdonable para el nivel que se les supone. Isco partió como titular, mientras que Asensio entró en el minuto 60, por lo que coincidieron media hora en el campo.

El seleccionador de España, Luis Enrique, y los tres jugadores del Barça que jugaron contra Croacia: Jordi Alba, Sergi Roberto y Sergio Busquets / FOTOMONTAJE DE CULEMANÍA

El seleccionador de España, Luis Enrique, y los tres jugadores del Barça que jugaron contra Croacia: Jordi Alba, Sergi Roberto y Sergio Busquets / FOTOMONTAJE DE CULEMANÍA /EFE

Fueron varias las ocasiones en que tuvieron problemas para conectar entre ellos, parecía que no forman parte de la misma plantilla. El malagueño tuvo algún destello de calidad, pero eso fue lo único salvable de los dos madridistas. Además, Ceballos marcó y fue el mejor de España, lo que les perjudica aún más para poder tener minutos tanto en la selección como en el club.

 
Hoy destacamos