Universo Blaugrana

Una imagen de los jugadores del Barça B / FCB

Una imagen de los jugadores del Barça B / FCB

El jugador del filial que más se la juega contra la Cultural

La eliminatoria de Copa es una oportunidad de oro para los canteranos del Barça

Yago González

31.10.2018 09:58h Actualizado: 31.10.2018 10:10 h.

2 min

La Copa del Rey acostumbra a ser el trampolín de los canteranos del Barça. Sobre todo en las rondas previas. Este miércoles Ernesto Valverde presentará un once titular plagado de jugadores del filial. Para muchos será su debut oficial en el Barça. Una oportunidad de oro. Un sueño hecho realidad. Pero también una prueba de fuego. En especial para una de las jóvenes promesas azulgrana.

Juan Miranda es el jugador del filial que más se la juega contra la Cultural Leonesa. El bisoño lateral izquierdo de apenas 18 años está ante la oportunidad de su vida. Enamoró a Ernesto Valverde en la gira de este verano por los Estados Unidos. Tanto que se pensó en él como recambio de Jordi Alba, quien tras la marcha de Digne quedó sin sustituto.

A la espera de su evolución

El joven carrilero de Olivares ya fue convocado para la Supercopa de España contra el Sevilla del pasado mes de agosto, aunque no llegó a debutar. Desde entonces se ha ejercitado en numerosas ocasiones con el primer equipo. Es un asiduo a los entrenamientos del Txingurri, quien observa su evolución. Sin embargo, Miranda sigue jugando con el filial, donde es una pieza clave.

En función de cómo de desenvuelva en esta eliminatoria de Copa, Miranda podría ir entrando más en los planes de Valverde. Es más, si el joven sevillano rinde bien, quizá el Barça podría renunciar a fichar un lateral izquierdo en el mercado de invierno. Es una demarcación que el club necesita cubrir. Miranda podría ser la solución perfecta. Pero para ello debe ofrecer garantías.

Portento físico

Miranda es un zurdo de físico portentoso. Es solvente en defensa y destaca por su capacidad ofensiva, con largo recorrido para cabalgar la banda hasta llegar a la línea de fondo y centrar. Sus 1,85 metros de estatura también le convierten en un jugador poderoso en el duelo aéreo.

Una foto del jugador del filial Juan Miranda

Una foto del jugador del filial Juan Miranda

Ernesto Valverde cuenta con Miranda hasta el punto que el pasado fin de semana le pidió a García Pimienta, entrenador del filial, que no alinease al futbolista en el partido que enfrentó al Barça B contra el Espanyol B, con victoria final de los pericos. El Txingurri quería asegurarse de que su protegido llegase en plenas condiciones a su debut con el primer equipo.

El otro lateral

Otro jugador del filial que en un futuro próximo debería empezar a tener minutos es Moussa Wagué. El Barça lo fichó este verano tras el extraordinario Mundial que completó el senegalés, con gol a Japón incluido. Wagué es un joven lateral derecho de mucha proyección. El club piensa en él como sustituto de Sergi Roberto para que este pueda volver al centro del campo.

Sergi Roberto está cumpliendo con creces desde que juega en el carril derecho, pero a veces sigue pecando en defensa por ser demasiado lento. En este sentido, el Barça debe buscar a un lateral derecho puro. Y el internacional con Senegal es una opción. Lamentablemente, sin embargo, Wagué todavía no ha podido debutar ni siquiera con el filial.

Los problemas burocráticos le han obligado a hacer varios viajes a su país de origen para conseguir regularizar su situación en España. En principio los papeles ya están resueltos, pero ahora falta que recupere el ritmo por los entrenamientos perdidos.

 
Hoy destacamos