Merengadas

Florentino Pérez con Marco Asensio en el Real Madrid / EFE

Florentino Pérez con Marco Asensio en el Real Madrid / EFE

Florentino Pérez se frota las manos con Marco Asensio

El atacante fue clave para el acceso de España a la final de los JJOO

Redacción Culemanía @culemanias

04.08.2021 16:46h

2 min

Marco Asensio ha tenido una carrera de picos bastante opuestos. Su llegada al Real Madrid fue vendida como la de una futura superestrella del fútbol mundial. Y si bien sus comienzos en el club fueron impactantes, por los goles que realizó con su potente zurda, la realidad es que actualmente es un jugador que no demuestra una regularidad positiva.

Torneo olímpico 

Su participación en los Juegos Olímpicos de Tokio es paradigmática. Es un futbolista que necesita de un gran contexto para relucir sus fortalezas. Con España ha conseguido justamente esto, especialmente cuando ha sido utilizado como un revulsivo para los momentos mayor espacio. Ante Australia entró en la segunda mitad y fue el responsable de la asistencia del gol triunfo; contra Japón, en las semifinales, volvió a salir desde el banquillo y anotó el gol que permitió a la selección acceder hasta la final.

Asensio celebra su gol ante Japón en los JJOO / RFEF

Asensio celebra su gol ante Japón en los JJOO / RFEF

Es a través de esas situaciones que Asensio ha logrado influir positivamente en el equipo de Luis de la Fuente. Esto cobra más importancia, cuando vemos que su peso en los partidos como titular es tremendamente inferior. Sin intervenir en el juego, a tal punto de ser por muchos tramos un espectador de las jugadas. No es coincidencia que esto sea así cuando sale desde el once inicial.

Su futuro en Madrid

Quizás sus actuaciones en el certamen olímpico puedan ser de ayuda en la planificación deportiva de Carlo Ancelotti. El entrenador del Real Madrid necesitará configurar a su delantera, de tal forma que puedan incrementar las cifras de la temporada anterior. Un nuevo rol para Marco Asensio significaría encontrar cierto tipo de respuestas para algunos compromisos en concreto.

Una foto de Marco Asensio durante un partido del Real Madrid / EFE

Una foto de Marco Asensio durante un partido del Real Madrid / EFE

Es lo único que podría ayudar al delantero de 25 años a seguir manteniendo su carrera dentro de la entidad merengue. Como titular es un jugador que no entra en contacto con la creación de las acciones ofensivas y tampoco ha demostrado regularidad al construir sus propias acciones. Es dependiente del contexto de los espacios para relucir su gran zurda, arma que todavía lo hace útil dentro de la élite del balompié europeo.

Además, también serán clave las zonas en las que va a intervenir Asensio. Como hemos explicado antes, no es un atacante que se sienta cómodo formando parte del circuito asociativo o involucrándose constantemente con los de la mitad de cancha. A su vez, tampoco tiene desborde o regate para jugar como extremo, por lo que sus jugadas terminan perdiéndose con facilidad. Va a necesitar de muchas cosas el cuerpo técnico del Real Madrid si quieren aprovechar esos brillantes momentos que se han visto en los Juegos Olímpicos.

 
Hoy destacamos