Hablemos del Barça

Marc Vila

En el punto de mira

Marc Vila

Marc Vila @MarcVila_m

11.10.2018 00:00h

2 min

Esperando a Suárez 

No está fino, Luis Suárez ha quedado señalado en este inicio de curso. Desde el 15 de septiembre, desde el partido ante la Real Sociedad, el uruguayo no marca. Son ya seis partidos: PSV, Girona, Leganés, Athletic Club, Tottenham y Valencia.

Suárez es uno de esos jugadores diesel, como Piqué, que va de menos a más y al que siempre le cuesta ponerse en forma tras el verano. Además, ya sabemos de forma oficial que Suárez tiene molestias en su rodilla derecha pero sin embargo siempre es el primero en presionar, el primero en luchar y nunca da un balón por perdido. La actitud no se le puede negar, nunca se borra de un partido sea quien sea el rival.

Ojalá este break de selecciones le sirva para volver un poco más fino. No ha tenido un buen inicio de temporada pero yo no me imagino que acabe con menos de 20 goles a final de curso. Hay que confiar en él, Luisito volverá. 

Gerard, te necesitamos

Uno de los problemas más graves que está teniendo el Barça es la facilidad con la que está encajando goles. Ya ha recibido nueve en ocho jornadas, los mismos que le marcaron en toda la primera vuelta de la Liga del curso pasado.

Piqué es el gran señalado de este mal momento defensivo, ha cometido varios errores de peso y no ha estado al nivel que esperábamos. Errores de posición, marcaje y concentración que nos llevan a mirar su vida fuera los terrenos de juego. No es que ahora yo salga de la cueva, como dijo al terminar el partido de Mestalla, siempre lo he defendido. Él es el escudo del Barça pero a veces también hay que ser más autocrítico. Como también hay que ser crítico con la planificación deportiva y es que no tiene un relevo natural. Gerard Piqué es el pilar de la defensa azulgrana y si él está mal, toda la línea lo acusa.

¿Pieza por pieza?

Paulinho Bezerra, 34 partidos y 9 goles en sólo una temporada de azulgrana. Un fichaje muy discutido que se adaptó rápidamente y que a todos nos dejó un buen sabor de boca. Nos hubiera gustado verlo más tiempo de blaugrana.

Su sustituto, Arturo Vidal, no ha comenzado con la misma suerte y tampoco ha tenido el mismo recibimiento. Pocas oportunidades para el chileno y las portadas que ha ocupado han sido motivadas por sus salidas de tono en Instagram. No está pasando por un buen momento profesional ni tampoco personal, pero Vidal debe ser paciente y tomar nota de Paulinho. Si no es así podría acabar siguiendo sus pasos en el fútbol chino.

Paulinho y Arturo. Arturo y Paulinho. Nada que ver con la escuela de centrocampistas del Barça pero para mí son jugadores que, como en su día Keita, pueden ayudarte a ganar títulos. Las temporadas son muy largas, Paulinho fue de más a menos, ojalá que Arturo Vidal vaya menos a más.

 
Hoy destacamos