Merengadas

Gareth Bale celebrando un gol /REDES

Gareth Bale celebrando un gol /REDES

Zidane, Florentino y el último escándalo con Bale (y la protección de datos)

El jugador galés no ha querido que se comparta su parte médico

Cristina Balaguer

17.09.2020 13:27h Actualizado: 17.09.2020 13:30 h.

2 min

Los problemas entre el Real Madrid y Gareth Bale solo hacen que aumentar. El club quiere vender al jugador, con el que Zinedine Zidane no cuenta y que supone un gasto enorme debido a su salario. Por su parte el galés prefiere quedarse en la capital y mantener su sueldo aunque deba ver los partidos desde el banquillo. 

No es que Bale quiera quedarse en el Madrid porque prefiera no jugar pero no quiera renunciar a su sueldo de los próximos dos años algo que el club no quiere aceptar. Florentino Pérez y el agente del jugador deben sentarse a negociar por el futuro del galés. Por ahora Bale ha regresado a los entrenamientos

Gareth Bale durante el Gales-Finlandia / EFE

Tras disputar dos encuentros con su selección el jugador a regresado a Madrid pero no con las mejores noticias. Bale ha vuelto pero con problemas en su rodilla a causa de un golpe. El futbolista arrastra molestias que le impiden entrenarse con normalidad y acude a Valdebebeas a ejercitarse en el gimnasio. 

Bale desaparece de las tiendas

El Madrid por su parte le ha retirado la camiseta del expositor de sus tiendasDel 10 de Modric al 12 de Marcelo, el dorsal de Bale simplemente no aparece. Su imagen tampoco se ha utilizado en la promoción de las nuevas equipaciones del equipo. Además a diferencia de otros jugadores, no hay imágenes suyas trabajando en el gimnasio o entrenanado de esta temporada. 

Parte médico secreto

Esto es lo que se sabe porque Bale, demostrando una vez más que tiene un carácter distinto al resto, se ha amparado en la ley de protección de datos para que su parte médico no se haga público. Además su dolor en la rodilla es dificilmente demostrable para los médicos.

El jugador galés no es el primer jugador que se ampara a esta ley y aunque en España se ha ignorado durante mucho tiempo, el jugador es un trabajador más y la confidencialidad entre médico y paciente debería mantenerse. El artículo 22.4 de la Ley 31/1995 deja claro que el acceso a la información médica del trabajador tiene que ser restringido al personal médico y a las autoridades sanitarias que lleven a cabo el seguimiento de su caso. 

Zinedine Zidane y Gareth Bale /REDES

Zinedine Zidane y Gareth Bale /REDES

De un tiempo a esta parte los partes médicos son mucho más escuetos y discretos para proteger la intimidad de los jugadores. La frase "pendiente de evolución" es muy utilizada porque no revela excesiva información acerca del estado de los futbolistas. La decisión de Bale de que directamente no se publique nada es bastante llamativa en España

En otros países como Alemania o inglaterra los problemas médicos no se publican y no forman parte de la información sobre los jugadores que comparten los clubes. Por este motivo las preguntas sobre el estado físico de los jugadores son habituales en rueda de prensa y solo se emiten comunicados si la lesión es grave

 
Hoy destacamos