Universo Blaugrana

Koeman y Laporta en un fotomontaje / Culemanía

Koeman y Laporta en un fotomontaje / Culemanía

Las tres condiciones de Laporta para renovar a Koeman

El presidente dio a entender este martes que el neerlandés continuaría

Oriol Quintana @urikingkat

02.06.2021 14:11h Actualizado: 02.06.2021 14:15 h.

3 min

Joan Laporta compareció este martes en la presentación de Éric García como nuevo jugador del FC Barcelona. Fichaje aparte, el máximo mandatario tuvo que afrontar la pregunta sobre la continuidad de Ronald Koeman. El viernes parecía sentenciado y este martes dejó la puerta abierta a que continúe al frente del equipo.

“Me siento muy cómodo con él y espero que él también. Solo había unos puntos que quería puntualizar y estamos en eso. Esperamos a que acaben las conversaciones y que todo sea por el bien del Barça. En los próximos días podría tomarse una decisión definitiva. No tardaréis mucho en saberlo y creo que este periodo de reflexión era bueno. Con Koeman esto va a mejorar y tanto el equipo como los criterios para que no nos pase lo que pasó”, anunció.

Este mismo martes, el entrenador se reunió con dos de los hombres fuertes del área deportiva: Mateu Alemany y Rafael Yuste. En esa cubre repasaron las líneas de trabajo para seguir unificando criterios y se espera que estas conversaciones sirvan para garantizar su continuidad. Eso sí, si sigue será cumpliendo unas pautas marcadas desde arriba.

Condición deportiva

El mayor referente de Laporta es Johan Cruyff y quiere que el equipo vuelva a ser valiente en el planteamiento. Para ello, el estilo es innegociable y se tendría que dejar el 3-5-2 de los últimos meses y volver al clásico 4-3-3, un sistema que en Barcelona ha dado gran resultado y que se practica en todas las categorías inferiores.

Koeman y Piqué discutiendo un detalle táctico contra el Villarreal / FC Barcelona

Koeman y Piqué discutiendo un detalle táctico contra el Villarreal / FC Barcelona

Más allá de la cuestión táctica, se busca la valentía, volver a ser un equipo temido. En esta Liga se han perdido los partidos por planteamientos amarrateguis contra equipos como el Atlético de Madrid. También el conformismo y el miedo han aparecido en los momentos clave, llegando a defender en minutos finales dentro del área y pidiendo la hora.

La imagen que quiere Laporta es la mostrada en partidos como en la final de Copa del Rey, donde el equipo atropelló al Athletic Club (0-4) sin dejarlos opciones, o en la vuelta de octavos de Champions League contra el PSG (1-1). El equipo dio la cara y se creyó que tenía opciones de dañar el rival.

Condición de fichajes

El presidente destacó hace unas semanas que se había llegado a un “fin de ciclo”. Esta revolución ha empezado y la directiva está marcando perfil en los fichajes. El primer en llegar es el Kun Agüero, alguien que Koeman no quería, pero que traen al Barça para contentar a Leo Messi y que este cierre su renovación.

Yuste, Laporta y Alemany, en la presentación de Agüero / FCB

Yuste, Laporta y Alemany, en la presentación de Agüero / FCB

El segundo fue Éric García, que lleva tiempo sonando, y que a la larga debe ser el relevo a Gerard Piqué. El catalán llega para ser importante en los esquemas y robar minutos a los más veteranos. La revolución también pasa por la valentía del míster a la hora de configurar las alineaciones.

El último en confirmarse es Emerson, una operación que empezó en 2019 y que culmina ahora sin tener en cuenta la opinión de Koeman. Es un toque de atención a Sergi Roberto, un peso pesado muy discutido, y a Sergiño Dest, el único fichaje que se concedió al entrenador neerlandés.

Aunque las operaciones tienen un claro perfil área deportiva y cuentan poco con la opinión de Ronald Koeman, si sigue el club trabaja en traer a Memphis Depay y a Georginio Wijnaldum. Estas fueron sus dos peticiones el pasado verano que no pudieron llegar por motivos económicos. Si lo hacen, pondrán en apuros a jugadores como Sergio Busquets o Antoine Griezmann. Llegadas que sirven como toques de atención y que demuestran quien manda en el aspecto deportivo.

Condición económica

No se descarta que Koeman renueve con los azulgranas por una temporada más. Pero el entrenador debería reducirse el salario fijo a cambio de una pequeña prolongación. Se cumpliría así el año que le queda y podría ampliar a otro más más un cuarto de opcional.

Ronald Koeman abandona el Camp Nou mientras Yuste se despide afectuosamente de su agente, Rob Jansen / EFE

Ronald Koeman abandona el Camp Nou mientras Yuste se despide afectuosamente de su agente, Rob Jansen / EFE

El objetivo de esta operación es rebajar la masa salarial y que el entrenador acepte cobrar menos fijos y más en variables, uno de los objetivos que se ha marcado la junta de Laporta. Tanto en los fichajes como en las renovaciones, ganarán peso las cantidades que dependan del rendimiento.

 
Hoy destacamos