Palco

Imagen de archivo de Goldman Sachs / EFE

Imagen de archivo de Goldman Sachs / EFE

Los estatutos del Barça amenazan el acuerdo con Goldman Sachs

El crédito de 500 millones deberá ser validado por dos terceras partes de los socios en la próxima Asamblea de Compromisarios

Sergio Cabanelas @SCabanelas10

25.05.2021 01:29h

2 min

El FC Barcelona de Laporta volvió a encontrar un balón de oxígeno en Goldman Sachs. El club blaugrana firmó con el banco de inversión estadounidense un crédito sindicado por valor de 500 millones de euros. Un acuerdo que implica que el fondo de inversión sea el encargado de buscar los inversores que presten esta cantidad a la entidad culé. Se trata de un préstamo que dotará de estabilidad al club durante dos años, y que le permitirá reestructurar la deuda a corto plazo. 

No obstante, el acuerdo no está todavía cerrado. Y es que según los estatutos del FC Barcelona, debe ser la Asamblea de Compromisarios la que dé luz verde a la "aceptación de dinero en forma de crédito o préstamo que vaya a suponer el incremento del endeudamiento global del Club, y cuyo valor supere en un 10% el presupuesto anual de Ingresos". En concreto, dos terceras partes de los asistentes deberán votar a favor para que salga adelante. 

Laporta, en la presentación del Barça Café / EFE

Laporta, en la presentación del Barça Café / EFE

Por tanto, según el artículo 66 de los estatutos del club, la junta directiva no podría pedir créditos superiores a los 82,8 millones de euros, ya que el presupuesto de la temporada en curso es de 828 millones de euros. Si la propuesta supera esta cantidad, siempre deberá ser aceptada por los socios. Una medida para evitar un sobreendeutamiento por parte del club. 

Se intentó cambiar en 2018

Se trata de un punto que genera discordia, y que ya intentó cambiarse en 2018. La junta de Bartomeu propuso en la Asamblea reformar los estatutos y eliminar los límites de endeudamiento del club, argumentando que el "espectacular crecimiento económico, patrimonial y generador de ingresos de los últimos años del club, por encima del 60% respecto a la última modificación estatutaria, no es proporcional ni ajustada a la solvencia y la capacidad crediticia actual del FC Barcelona. Por esta razón, la gestión diaria y convencional del club necesita de un mayor margen de maniobra financiero y adecuado al volumen operativo bancario". 

Unos números que hacían referencia, evidentemente, al crecimiento del Barça antes de la llegada de la pandemia del coronavirus. No obstante, finalmente los socios dijeron 'no' a la propuesta de Bartomeu. Se necesitaba el voto favorable de dos tercios de la asamblea para dar luz verde a la propuesta y la junta solo obtuvo el 49% de los votos a favor: 247 sí, 201 no y 56 en blanco.

Imagen de archivo de una asamblea de compromisarios / EFE

Imagen de archivo de una asamblea de compromisarios / EFE

Esta decisión de los socios en 2018 obligará a Laporta, el próximo mes de junio, a presentar en la Asamblea tanto los números económicos como los secretos del nuevo crédito de Goldman Sachs. Asimismo, también se deberá someter a votación la inclusión del club en la nueva Superliga Europea y se sabrán los resultados y nuevos presupuestos, que condicionarán el aval actual. Una Asamblea que se prevé clave para el futuro a corto plazo del FC Barcelona. 

 
Hoy destacamos